MÔfPensamiento 290.515!!!…NO SE PUEDE LLEGAR A MÔf COMIÉNDOSE A MÓNICA.

SONY DSC

Convertida en papel calcante de las formas de otro, amalgamada en las huellas de la arena, pies retorcidos y helados de una herencia que me dejaron totalmente obturada.

Dijo que quería ser mar, y dulcemente me abrazó olvidando que soy arena, la arena siempre escapa y se esconde como tortuga bajo su caparazón pero avisando y sin traición.

!!Solo hay un Mar!!. Mi masa de agua salada enorme, con un único nombre, sin tapón, sin desagüe. Entiende…,que la bañera de mi mundo está llena de cabos y costas de un dolor que me gusta y no pretendas atiborrarme de unos besos medicinales o pastillas dulces de amor para amargas armaduras saladas.

Solo consigo sumergirme en sus brazos hasta lo más profundo, ahí me resulta imposible ahogarme, en mi mar y solo ahí. Cualquier río puede asfixiarme, hasta en un triste charco, pero jamás en el mar. Soy submarinista de lo salado que se ahoga en agua dulce.

Las olas dulces no consiguen acunarme, pero me columpio hasta el cielo en olas saladas.

Ninguna palabra dulce se puede convertir en salada, ningún recuerdo dulce, sin título de recuerdo, podrá matar mis recuerdos salados.

Yo camino así, mirándome como un reflejo en un espejo, sin perder detalle de mi presente y contemplando un pasado al revés, ya soy como el mar, no soy dulce, ni risueña, ni cálida, soy un ser salado, distante con sus mareas, arisco, bravo, enfurecido, profundo, vivo.

38 años de sal en mi piel, es mi luto personal. Déjame vivir mi duelo, mi mar lo entiende.

Y desde aquí te digo…Ríos a mi?, La calma, lo dulce?…No me MATES….Déjame nadar, deja que me pique la salitre, se flotar y no quiero flotar contigo, o lo que es lo mismo, NO QUIERO CURARME!!!!.

Vivo vigorosa con lo que tú llamas enfermedad, todo aquel que pueda decir lo mismo, que levante el brazo, porque son las velas que nos quedan a los navegantes, marineros, en definitiva VALIENTES NÁUFRAGOS. Cualquier barco puede navegar en un río pero no todos flotan en el mar.

Todos nacemos dulces pero solo unos pocos acabamos siendo expertos marineros salados. No todos los ríos consiguen llegar al mar.

Esta es la verdad, a la que no he pretendido nunca echarle azúcar.

Las montañas son nuestras barrigas, vientres de alquiler, un pastel de placenta relleno de barro y arcilla, con un trampolín llamado ombligo. Montañas que nos indican el camino, mientras nubes cómplices esperan ansiosas volver a reconocernos en nuestro regreso, montados en columpios de olas, ya más sabios, cerca del cielo. Ellas ven a sus hijos marchar rumbo a un aprendizaje duro, salado,auténtico, real, la sal de la vida llega madura a su destino, pero plenos, valientes y conscientes.

Bajamos la montaña disfrazados de ignorancia e inocencia, dulces, inquietos, estúpidos; a medio camino nos bañamos en lagos y riachuelos de agua dulce, que no son más que un chiste sin gracia, y acabamos desembocados y vivos, feroces, locos, bravos y bellos en el mar; ya salados, convertidos en voraces asesinos de lo dulce, sensatos en nuestra existencia, sinceros de nuestro final, sangrientos guerreros del sobrevivir, preparados ya para columpiarnos.

La espuma blanca son nuestras canas, el precio del camino, los columpios de la verdad no son gratis y no hay tintes dulces para el recorrido.

Emprendí un largo viaje que comenzó en una montaña, un viaje que llega a su fin en mi destinado y genuino mar. Y desde arriba, la nube que me parió me observa poniendo fin a su agonía de madre, sabiendo ya, que se deslizarme. Ella fue mi testigo en la ceremonia y captó la esencia del momento, de todos mis momentos. Ella observa mi futuro horizonte y prevé la facilidad con que me sube la tensión, las chicas saladas tenemos la tensión alta.

Jamás he pretendido que mi tensión baje, no se puede curar a alguien que no quiere curarse…REPITO!!.

No estoy enferma, y sí, soy una salada egoísta que ya no quiere curar a nadie, con dos rodillas que marcan la distancia hasta mi alma. Solo un río inocente y dulce ignoraría eso después de una advertencia.

Huelo un sudor que se amotina intentando encarcelarme mientras pienso que me estoy ahogando y busco la salida.

Escudos de rótula desgastada, agarrotada, luchando contra una presión de “sí” que intenta sofocar mi “no”.

PARA!!!.Pertenezco al mar. No eres el mar.

Sentí un desagüe de tu enfermedad buscando una cura inmensa y disimulada. No puedo curarte, nunca he querido hacerlo. Mi libertad se sintió aniquilada y es lo único que tengo, la mantengo varada en un faro.

Fotografiarme pintando, escribiendo,- dijiste…,atraparías mi silencio, más valioso que cualquier explicación, desnudar la piel es menos ponzoñoso que desnudar mi alma.

Espartano, sube a la montaña y pregúntale a mi nube azucarada de quien es mi sal y el porque de mis amputaciones con los chantajes de sentimientos prematuros, son dulces gominolas que hago naufragar e infranqueables conmigo; yo soy una superviviente a las inundaciones de las lágrimas, mis ojos están delineados con agua y sal. Una valiente imposible con paz en su tormento.

Soy MÔf LaSinvergüenza, una pirata con casa en el Océano.

Alegabas casi hirviendo, el uso interno de un electrodoméstico llamado corazón y te pusiste a cocinar un amor que sin duda se convierte en un sepulcro de obsesión, en mi defensa diré lo único necesario, llevo un traje de sensatez ocultando mi desgaste y ahora en mi sombrero un dolor avisado.

Se repite la música de canciones dedicadas. Quién quiere música…,mi nana suena a brisa marina y a romper de olas.

Sueñas con capitanear un barco que ya tiene patrón, un barco que no traiciona, un barco sincero y que solo deja acariciar su alma con olas de mar. Soy una sirena libre?, siento pesadillas golpear mis sueños solo de pensar en una princesa dulce, prisionera?, no gracias, las jaulas de plumas ya las he saboreado y no son para mi.

Dame un parche en el ojo, PORFAVOR!!!, que yo seguiré observando mi mundo al que tanto me ha costado llegar. Tápame los dos ojos, AHORA!!!, que seguiré el camino palpando. Córtame los brazos, DESPACITO!!!, que volaré con las palmas de los pies, hechizada con olores que un día trazaron mi mapa. Devuélveme un corazón y se lo volveré a dedicar a él. Sé sobrevivir a la mutilación de mis sentidos. Soy la verdugo de lo fingido, lo se, porque me siento tan vieja como el mundo cuando aún puedo escuchar mi nombre por donde he pasado y eso es lo importante, el rastro, lo salado siempre pica mientras que lo dulce yace muerto y derretido.

Me he rescatado del miedo un millón de veces y ahora un millón y una desde aquí sin miedo te digo:

-La resaca es mi fiel amiga porque se lleva misericordias sordas en mi mundo.

-Ningún sentido tienen los socorros cuando te lanzas de cabeza en una intimidad impenetrable.

-Todo lo que pasa de amistad, secuestra mi libertad y vulnera mi alma.

-Siempre aviso de mi sal, lo cual me permite tumbarme en las curvas.

-No soy esclava de pataletas, con serenidad las llevo a pescar, donde consigo aburrirlas.

-Vivo en tiempo de barbecho, incompatible el tiempo de cultivo, en el mar no se puede sembrar más amar.

-Dame un millón de corazones y seguiré dedicándoselos a él.

-Soy Ofelia la asesina de escafandras y bombonas de oxígeno azucarado, sé bucear, tengo cama de muerte en el mar. No quiero compañía que ensordezca mi profundidad, la paz inmensa que me hace sumergir.

Espartano, has de seguir hilvanando tu rastro con un “CLICK”, amando y capturando almas donde las veas, pero no la mía. Yo sigo otro camino, el mío, escupo las palabras y orino en los ríos, tengo sílabas saladas escritas en mis dedos y amenazo a mis pinceles con embalsamarlos despeinados si no me regalan un orgasmo sobre el lienzo. Mi alma ya ha sido fotografiada, y duerme inquieta en los faros. Mi alma es un dibujo abstracto de un corazón desfigurado, que no se puede enfocar con el objetivo de una cámara. Esta es mi única lucha, mi batalla vencida espartano, mi forma. He conseguido ganarla porque se lo que quiero y lo que no quiero, que no es poco, por eso te digo adiós, y te deseo suerte en tu guerra, sé que puedes hacerlo.

Como dijo mi Bukoswski:” El ARTE se manifiesta cuando el espíritu se desvanece, entonces aparece la forma”.

By/Feito/Por MÔf Lasinvergüenza…,conFormaDefinida.

Comparte el Mundo de Môf LaSinvergüenza
Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Share on TumblrShare on LinkedInEmail this to someone



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *