Historia

 

Nací poco antes de 2013, todo lo que sucedió a partir de esta fecha hasta mi muerte será propio de una sinvergüenza. El pasado está colorado con pinceles de óleo avergonzado.

Quizás algún día os cuente, cómo fue eso de tener que morir para volver a nacer, pero no será hoy.

Me trajo a la vida un paraguazo que salió de mi vientre, con una pregunta propia de un sabio- ¿Por qué todo el mundo piensa que eres una artista, menos tú?-…y dicho esto, qué más podía añadir yo a parte de la cara de tonta. En aquel momento no lo sabía, ahora sí lo sé, le dejaré en herencia una propiedad digna de un sabio, enseñarle a defender el “SER UNO MISMO”.

Él me enseñó una lección importante con solo nueve años, yo intento recordarla día a día, haciendo sencillamente lo que me gusta, así de fácil. ¿Qué hago?, pues, crear.

CREAR:

1f. Dar realidad a una cosa material a partir de la nada.

2f. Producir [una persona] determinada cosa a partir de su capacidad artística, imaginativa o intelectual.

3. Perder la vergüenza en un lugar lo suficientemente remoto cómo para no encontrarla jamás. Recargar su corazón de valor y su cabeza de latidos, dejar trabajar a sus manos, a veces, no basta solo con esto, y también es necesario enmudecer las voces del mundo con eficaces tapones en sus orejas. Después de hecho esto debe mirarse al espejo, ¿observa cómo sonríe la satisfacción?, bien, pues lo ha conseguido, o lo que es lo mismo, “CREACIÓN FINALIZADA”.

¿QUÉ CREO?…

-Aún no lo sé…Hoy pinto, mañana escribo y pasado quizás baile o cante, también me gusta. A veces hago todo a la vez…

PORTFOLIO…

-Cientos de paraguas y alguna obra más…

(Aquí sería el apartado serio donde explicar y redactar todos esos trabajos anteriores, las Exposiciones que hice, los días de lluvia que han soportado mis paraguas, vaya, el extenso Currículum Vitae que me antecede, pero he prometido no hablar hoy de ello…).

Digamos aquí algo importante entonces, algo del presente, digamos que, si no cambio seguiré igual, una Sinvergüenza.

MÔf.